Liderazgo Efectivo

Esta categoría es posible organizarla a partir de tres niveles: Planificar y Formar el Equipo de Trabajo con Reglas Claras, Inspirar al Equipo de Trabajo Capacitándonos Juntos y Alcanzar el Máximo Potencial para Afrontar Mayores Desafíos.

Cuando hablamos de liderazgo nos encontramos con una biblioteca infinita sobre el tema para aprender. Sin embargo, el verdadero desafío del Liderazgo es su “situacionalidad”. Es decir, la aplicación de los conocimientos se ve esencialmente dirigida por la situación y por los objetivos que se quieren alcanzar en el marco de dicha situación, abordando lo emergente, diría, lo que se va presentando, mientras creamos el escenario en el que podemos avanzar.

Ahí está el Gran Desafío del Liderazgo… querer y poder, para alcanzar grandes metas.

Pero ¿Quién es el Único que Quiere y Puede sin límites, en el Tiempo Justo y Sabiendo que es lo Mejor para cada uno?

Isaías 55:8-9 RVR1960

“Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos, dijo Jehová.

Como son más altos los cielos que la tierra, así son mis caminos más altos que vuestros caminos,

y mis pensamientos más que vuestros pensamientos”.

Tal como lo hizo Moisés, y luego también Josué, podremos aprender a liderar cuando sepamos estar bajo la autoridad del Señor. es un camino a recorrer.. si quien dirige, quiere obtener resultados que se sostengan en el tiempo, con su obra construida sobre la roca, no sobre la arena.

Para ello antes de pensar en dirigir a otros, necesitamos establecer los cimientos de un verdadero líder: saber escuchar y obedecer al Espíritu Santo, mientras Él va forjando su Fruto creciente en nuestro corazón.

Esta perspectiva Cristo céntrica es muy potente y firme en el largo plazo, dado que nos abre posibilidades para liderar a otros, conformar equipos de trabajo, ejerciendo un liderazgo grupal y organizacional sin límites. ¡Porque El Señor dirige! Y siempre nos sorprende.

Mientras tanto, en el Ministerio Empresarial Cristiano colaboramos en el desarrollo de las habilidades relacionadas con el Liderazgo Personal, el Liderazgo Grupal y el Liderazgo Organizacional.

Sin lugar a duda, será posible inspirar al equipo de trabajo, capacitándose juntos para alcanzar el máximo potencial para afrontar mayores desafíos.